¿Qué hacer durante un sismo?

Reaccione con prontitud:  Durante un terremoto mayor, usted experimentará un movimiento de tierra que; puede comenzar suavemente pero que se tornará severo varios segundos después. Probablemente no durará más de un minuto. Oirá un ruido ensordecedor al que se le sumará el que producirán los objetos a caer. Usted deberá reaccionar con prontitud y protegerse tan pronto comience el sismo.
No se deje atrapar por el pánico:  Es normal asustarse ante la súbita ocurrencia de un terremoto, pero muy distinto es caer en el pánico, pues entonces se pierde el control de los actos. Mantenga el dominio de si mismo, y tranquilice a personas cercanas que estén perdiendo el control.
No use el ascensor o trate de salir por las escaleras durante el terremoto:  Estas pueden estar quebradas y las salidas llenas de gente. No se alarme si se interrumpe el servicio eléctrico, los ascensores no funcionan y las alarmas contra incendios y rociadores de agua no se activan. Si está dentro de un ascensor durante el terremoto, conserve la calma y espere al grupo de rescate.
Protéjase contra los objetos que caen:  Si está dentro de una edificación, métase debajo o al lado de una mesa, escritorio o cama fuerte. Si estos se desplazan alrededor del cuarto, muévase usted con ellos para mantenerse protegido. Aléjese de la cocina, así como de las ventanas, libreros, gabinetes, espejos, puertas corredizas y paredes exteriores si UD. está en un edificio alto.
Aléjese del mar:  Si está en la playa, salga de inmediato del agua y retírese de la orilla lo más pronto posible. Mantenga una distancia no menor de 300 metros de la orilla, ya que podría ocurrir un maremoto minutos después del terremoto.
Detenga su automóvil:  Si está conduciendo, reduzca la velocidad y pare el vehículo a la orilla de la carretera tan pronto como pueda. Acuéstese sobre el asiento y cúbrase la cabeza contra objetos que podrían caer de los edificios y romper los cristales del vehículo. Usted estará mas seguro dentro de su automóvil. Quédese en el hasta que cese el temblor.
No corra:   Si está en un teatro, restaurante, estadio, salón o lugar público donde hay muchas personas no corra hacia las puertas ya que muchos podrían hacer lo mismo y atropellarse en las salidas al ser presas del pánico
Muevase a un lugar seguro dentro de la edificación:  Si no hubiera muebles con que cubrirse, diríjase a un cuarto pequeño y aléjese de ventanas y puertas de cristal.
Si esta dentro de su casa u otra edificación quédese allí:  No intente salir corriendo durante el sismo ya que se expone al peligro que presentan materiales y objetos que se desprenden. Estos incluyen vidrios, bloques, pedazos de hormigón, vallas y otros.
Permanezca en el vehículo:  No salga hasta estar seguro de que no hay cables eléctricos haciendo contacto con él. Si el terremoto ha sido fuerte, no intente cruzar puentes o caminos averiados. Si está fuera de una estructura manténgase distante de edificios, árboles, paredes, postes y cables eléctricos. Recuerde que la tierra no se traga ni edificios ni gente.
Si esta en silla de ruedas, quédese en ella y trate de esquivar objetos que caen:  Muévase hacia un lugar seguro, frene las ruedas y protéjase la cabeza. Si está acostado, protéjase metiéndose debajo de la cama o acuéstese en el piso a lo largo de esta cubriéndose la cabeza con una almohada.